Nacionales 2f4aa601a6ba9b69779ab6c811c86564_1479789685

Publicado el noviembre 22nd, 2016 | Por Rosa Mendoza

En busca de un pacto por la paz para la aprobación de nuevo acuerdo

Convocar a un nuevo plebiscito sería un desgaste innecesario y, según dice el propio presidente del Congreso, senador Mauricio Lizcano, un salto al vacío que muy seguramente volvería a polarizar al país: “Poner a los ciudadanos una vez más en este debate sería dejar políticamente en ruinas a Colombia”. Así que ya es un hecho que el Legislativo será el que le dará vía libre al nuevo acuerdo de paz que se logró con las Farc en La Habana. Acuerdo que, por cierto, sigue suscitando críticas de todo tipo, especialmente por parte del uribismo, que no está conforme con lo que se logró, y por el lado del exprocurador Alejandro Ordóñez y del expresidente Andrés Pastrana, que insisten en la necesidad de someter el nuevo texto a la voluntad popular.

“No queda más camino que un segundo intento de refrendación de idéntica forma”, dijo Pastrana, argumentando que los elementos fundamentales que debían haber sido cambiados en el nuevo acuerdo “se mantienen iguales a lo exigido por las Farc”. Y aunque a su solicitud se sumó el Partido Conservador, lo cierto es que la vía legislativa es la salida ya escogida por el Ejecutivo como camino para la refrendación.

Este lunes se completó la que podría ser la última reunión entre los delegados del Gobierno y los voceros del No, en el Ministerio del Interior, en la que se les explicó ese nuevo acuerdo de paz, que precisamente será llevado mañana al Congreso, tal y como ya lo anunció el presidente Juan Manuel Santos. Una reunión esperada por el expresidente Álvaro Uribe y su partido el Centro Democrático, pese a saber de antemano que no trascendería más allá de un encuentro formal, como en efecto ocurrió, porque si algo ha dejado claro el Gobierno, empezando por su jefe negociador, Humberto de la Calle, es que el nuevo texto es definitivo y no habrá más cambios. Bajo ese concepto es que se llevará la discusión mañana al Congreso para su refrendación.

Lo que le sigue a la reunión de este lunes con los del No es un nuevo encuentro en el día de hoy, esta vez con los representantes de los partidos de la llamada “coalición por la paz” y el ministro del Interior, Juan Fernando Cristo, con el fin de diseñar una estrategia que permita lograr un consenso nacional, para llevar el acuerdo mañana al Senado. Para eso, ya hay unas primeras luces. Por ejemplo, se va a mirar la posibilidad de convocar a la plenaria a algunos líderes del No, entre los que estarían incluidos el expresidente Andrés Pastrana, la exministra Marta Lucía Ramírez y el exprocurador Ordóñez, para que expongan sus puntos de vista.

De esta manera, se le daría gusto al hoy senador Uribe, que quería llegar con un acuerdo nacional con todos los partidos que incluyera los temas de fondo del acuerdo, para no limitarse a entregar el nuevo texto porque, según insiste, no refleja todos los cambios solicitados. “El expresidente Uribe se comprometió conmigo a asistir el miércoles a la socialización del acuerdo”, dijo Lizcano

Así que la plenaria de mañana en el Congreso, en la que se da por descontada la presencia de los negociadores de paz, ya está convocada. Lo que falta por definir es si será cerrada, modo “cónclave”, como lo propuso el presidente del Senado, o si por el contrario, será abierta a la opinión pública. En todo caso, ya no hay marcha atrás. De hecho, la próxima semana habrá una reunión entre la mesa directiva del Congreso y el alto consejero para el posconflicto, Rafael Pardo, para establecer la agenda legislativa que viene de cara a la implementación del nuevo acuerdo de paz, porque si algo quedó claro con el episodio en el que murieron dos guerrilleros a manos del Ejército en el sur de Bolívar, la semana pasada, es que el tiempo se convirtió en el principal enemigo del proceso.

¿Qué falta? Un asunto protocolario. Ya llegaron a Colombia los jefes guerrilleros de las Farc. Rodrigo Londoño, Timochenko, su máximo comandante, está listo para firmar el nuevo acuerdo de paz con el presidente Santos, en Bogotá. No se ha definido si será mañana o el jueves y, ahí sí, que el Congreso, que en teoría recoge la voluntad popular de los colombianos, se prepare para la avalancha de leyes que tendrá que sacar adelante, empezando por la ley de amnistía que otorgará seguridad jurídica a los integrantes de esa guerrilla que ya han empezado a movilizarse por el territorio nacional.

Tomado de El Espectador.com




Volver a Inicio ↑
  • Audio-en-Vivo-feaktiva

ChatClick here to chat!+